Compartir

El comandante Francisco Marín Núñez del Ejército del Aire falleció este lunes tras sufrir un accidente cuando realizaba un vuelo de instrucción desde la base aérea de San Javier (Murcia). El piloto fallecido había acumulado 3.300 horas de vuelo en las distintas unidades en las que había estado destinado.

Según informa el Ministerio de Defensa, el suceso tuvo lugar sobre las 9:38 horas de esta mañana, cuando el avión C-101 que pilotaba el comandante Francisco Marín Núñez se precipitó y se estrelló en aguas del mar Mediterráneo, a unos 100 metros de la costa y frente a La Manga del Mar Menor (Murcia).

Las imágenes de la caída se viralizaron en las redes sociales.

La ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, aseguró este martes que el avión C-101 de la Patrulla Águila como el que se estrelló ayer en La Manga del Mar Menor “en absoluto” está obsoleto ni tiene problemas de funcionamiento, pues pasa revisiones y controles de seguridad “cada vez que sale a volar” y el piloto fallecido “no había comunicado nada” problemático.

Robles manifestó, en una entrevista a la Cadena Ser recogida por Servimedia, que el accidente en el que falleció el comandante Francisco Marín Núñez ha empezado a ser investigado “con mucho rigor” para conocer las causas pero admitió que “llevará tiempo”.

Indicó que ayer se trabajó “a hasta altas horas” para recabar toda la información disponible pero subrayó que estos casos requieren “procesos largos” para obtener todos los detalles y analizaros. De momento, señaló que se han recuperado “partes muy concretas del avión” y “todavía no se ha recuperado el cuerpo del piloto”.

Robles señaló que “todo fue muy precipitado” pero justificó que el avión “en absoluto” está obsoleto y cumplía todos los requisitos de seguridad, ya “todo funcionaba dentro de la normalidad” y pasaba “procesos de revisión cada vez que sale a votar”.

Señaló que el comandante fallecido “en principio no había comunicado nada” problemático y tampoco permitiría “que nadie se suba” a este tipo de aviones si tuvieran algún problema. En este sentido, precisó que la flota de la Patrulla Águila está en su vida útil hasta septiembre de 2021 y ya tiene previsto un proceso de renovación para esa fecha.

“Me da cierta lástima que en momentos en que tenemos que estar unidos se busque desprestigiar y se haga crítica política”, comentó sobre algunas informaciones que cuestionan la seguridad de la aeronave. La ministra garantizó que todo estaba en regla y recalcó que si es necesario “depurar alguna responsabilidad” se verá cuando concluya la investigación.

(SERVIMEDIA)