Compartir

La Fiscalía de Valladolid ha recurrido la decisión del juez que concedió dos permisos semanales a Iñaki Urdangarín para que pudiera hacer voluntariado en un centro en Pozuelo de Alarcón (Madrid).

Según el Ministerio Público, ni “se cumplen los requisitos legales” porque “no tiene como contenido un programa específico de tratamiento”, ni el exduque de Palma “ha cumplido la cuarta parte de su condena”.

La decisión fue aprobada por el Juzgado de Vigilancia Penitenciaria 1 de Castilla y León al amparo del artículo 117 del Reglamento Penitenciario. Hasta el momento las salidas autorizadas por el juez de Vigilancia Penitenciaria a Iñaki Urdangarin consistirán en acudir dos días a la semana, durante ocho horas cada uno, a una institución para llevar a cabo una labor de voluntariado.

Este pasado jueves Urdangarín salía poco antes de las nueve de la mañana de la prisión rumbo al ‘Hogar Don Orione’, una fundación ubicada en la localidad madrileña de Pozuelo de Alarcón donde ayuda a discapacitados intelectuales.

El exduque de Palma llegaba minutos antes de las diez de la mañana al centro.