Compartir

Los Mossos d’Esquadra han detenido a un chico de 18 años de edad como el presunto autor de la violación de un bebé de 13 meses, del que era su cuidador ocasional. La agresión ha tenido lugar en Palamós (Gerona).

Fue durante la revisión pediátrica, según ‘El Periódico‘, cuando los sanitarios del Hospital de Palamós detectaron que el pequeño podía haber sufrido una agresión sexual, algo que confirmó después el médico forense tras su exploración. Por suerte, el pequeño no precisó hospitalización y está en casa.

El supuesto agresor, de nacionalidad dominicana, era amigo de la familia y cuidaba al pequeño de forma ocasional. En el momento de su detención, el lunes por la tarde en Palafrugell, no presentó resistencia y desde entonces permanece en la comisaría de la Bisbal d’Empordà.

Según ‘Telecinco‘, el presunto agresor es amigo de la familia y cuidaba en ocasiones del pequeño.