Compartir

Según informa eldiarionorte.es, la tarde noche de este martes un mando intermedio de la policía autonómica del País Vasco fue arrestado tras provocar un accidente al saltarse la mediana y colisionar contra otros vehículos en el barrio de Lakua (Álava).

El policía de 53 años conducía su coche oficial y tuvo que ser perseguido por las unidades desplazadas hasta el lugar de los hechos y obligado a realizar las pruebas de alcoholemia

El policía triplicó la tasa permitida y pasará a disposición judicial.

Afortunadamente no se produjeron heridos.