Compartir

Torbe es el rey del porno friki en español. Es, junto con Nacho Vidal, uno de los actores de cine para adultos más conocidos de nuestro país, pero su vida es un continuo de escándalos y polémicas que han culminado con su detención por agresión sexual, abuso de menores y pertenencia a una red de explotación de mujeres. 

El vasco, de nombre real Ignacio Allende, es sospechoso de abusar de una menor de edad con la que podría haber grabado una película y distribuido, y de trata de blancas con mujeres procedentes de Ucrania de las que se aprovechaba una red de prostitución que las trasladaba a España de forma ilegal. 

Se le acusa de violación, prostitución de menores, trata de seres humanos, evasión fiscal y distribución de pornografía infantil. 

La operación ha sido llevada a cabo por la Comisaría General de Extranjería y Documentación en colaboración con la Udef y han detenido a otros nueve sospechosos de estar involucrados en esta trama, entre ellos el cabecilla, de nacionalidad ucraniana. La casa de Torbe fue registrada y el jueves pasarán a disposición judicial. 

No es la primera vez que acusan a Torbe de algo similar. En 2006 ya se le detuvo por grabar un vídeo pornográfico con una menor de edad de 17 años que nunca llegó a salir a la luz. En ese momento se defendió asegurando que la víctima le había engañado y que él no tenía ni idea de la edad que realmente tenía.