Compartir

Una mujer china de 28 años ha fallecido después de caer al río por accidente debido a que estaba mirando al móvil y no se dio cuenta. Por desgracia, nadie pasó por allí para rescatarla y la joven no pudo salir del agua. 

Al día siguiente fue su propio marido quien encontró el cuerpo y un zapato suyo flotando en el agua. Las cámaras de seguridad han grabado el angustioso momento.