Compartir

La revista médica 'The New England Medical Journal' informa en su edición del mes de marzo de un doloroso incidente que sufrió hace unas semanas un ciudadano estadounidense de 42 años y residente en Boston. Según recoge en sus páginas, el varón mantenía relaciones sexuales con su pareja cuando, en pleno acto, escuchó un fuerte chasquido que le provocaba un dolor intenso en su miembro viril.

El varón se presentó en las urgencias del hospital de Boston con fuertes dolores e incluso un desgarro parcial del meato urinario, provocado según los expertos de la revista, por un choque con el periné de su pareja.

¿El resultado? Una fractura en la túnica albuginea, la zona fibrosa que cubre el prepucio y que se encarga de mantener erecto el miembro. Además de la propia rotura, el pene del varón quedó hinchado y desviado hacía un lado.

A la mañana siguiente de los hechos, fue operado con éxito y dado de alta unos días más tarde. Tras unas semanas de reposo total, la revista asegura que ha recuperado su vida sexual habitual. ¡De la que se ha librado!