Compartir

Lorena Gallego Fernández es la joven de 25 años que este miércoles por la mañana intentó asesinar a Mayte y a María, la mujer y la hija del periodista deportivo Paco González, a la salida del Trinity College de Boadilla del Monte (Madrid), cuando acababan de dejar con el coche al otro hijo de Paco, Íñigo.

Según ha trascendido tras el suceso, Lorena era una fan obsesionada con Paco González desde hacía tiempo. Con frecuencia acudía como público a la sede de la Cadena COPE, donde conduce Tiempo de Juego.

Al parecer, el periodista ha reconocido que alguna vez salió de copas con ella.

Lorena, higienista dental de Valladolid, llevaba tiempo enviándole cartas en las que le dejaba claro que vivía enamorada del periodista. De hecho, él había denunciado recientemente “amenazas” ante la Guardia Civil. En concreto, un e-mail en el que era alertado de que iban a secuestrar a su mujer y su hija. El correo había sido enviado desde un cibercafé y con una dirección falsa, por lo que los agentes no pudieron dar con el remitente.

En su misión de matar o secuestrar a la familia de Paco -en su mochila se hallaron una sábana blanca y unos grilletes- no estaba sola. Le acompañaba un amigo, Iván Trepiana Palao, de 30 años. Donostiarra, se cree que estaba enamorado de la chica, que, por otro lado, tiene novio desde hace años.

Fuentes de la investigación han explicado a EFE que Lorena había pagado una importante cantidad de dinero a sicarios búlgaros para acabar con la vida de la mujer del periodista de la COPE.

En la cuenta de Facebook de Lorena puede verse una conversación con alguien en febrero de 2011, en donde se pone de manifiesto claramente la obsesión de la chica por Paco González

ASÍ FUE EL ASALTO DE BOADILLA DEL MONTE

Eran las 9:00 horas cuando Mayte, María e Iñigo salieron de su casa de la urbanización Las Lomas para llevar a éste al Trinity College. Mayte cogió al niño para llevarle al colegio, mientras María la esperaba en el coche, un BMW X5.

Justo antes de que Mayte regresara para subir al coche camino de la universidad donde estudia María, un hombre se coló en la puerta trasera y les obligó a seguir.

Recorridos unos metros, se subió una chica, la famosa Lorena. Ambos portaban guantes, pasamontañas y armas blancas.

Mayte les ofreció el bolso pensando en que era un atraco, pero la intención de ellos era posiblemente otra. De hecho, pronto hubo un forcejeo y la mujer de Paco recibió cinco cuchilladas, una de ellas en el abdomen. María, por su parte, recibió dos.

En una rotonda, la hija aprovechó para bajar a toda velocidad del coche intentado pedir ayuda. Se abalanzó así sobre una furgoneta que pasaba por la zona, donde un hombre de nombre Jesús le prestó ayuda sin dudar.

Iván y Lorena lograron huir y poco después fueron localizados en la zona por la Guardia Civil, que les detuvo.

Cerca del cementerio de Majadahonda habían abandonado un coche Ford Fiesta.

La esposa y la hija se dirigieron al Hospital Puerta de Hierro por su propio pie, donde Mayte fue intervenida de urgencia.

Por el momento se le imputa tanto a ella como a su compinche un delito de homicidio en grado de tentativa a la espera de determinar si tenían planeado un secuestro o simplemente asaltarlas para robarles o asustarlas