viernes, 25 septiembre 2020 12:25

Arresto domiciliario para legionario de Cristo acusado de abusos en Chile

La Corte de Apelaciones de Santiago revocó así el fallo del Cuarto juzgado de garantía de la capital, que la semana pasada decidió dejar en libertad al religioso mientras se investigan las denuncias contra él, y consideró que las pruebas presentadas por la acusación no fueron suficientes para acreditar su culpabilidad.

El tribunal estimó hoy que con los antecedentes recabados hasta el momento “es posible dar por acreditado la existencia de los hechos y la presunta participación del imputado en los mismos”, aunque desestimó ordenar el ingreso de O'Reilly en prisión preventiva, como solicitaba la Fiscalía Oriente.

El caso se conoció en julio de 2012 cuando la familia de una alumna del Colegio Cumbres presentó una denuncia contra O'Reilly, en aquel momento asesor espiritual y capellán del centro educativo.

Esa primera denuncia corresponde a una niña, hoy de 7 años de edad, quien entre marzo de 2010 y julio del 2012 fue supuestamente sometida a tocamientos de connotación sexual por parte del religioso.

Meses después se sumó otra acusación referida a la hermana mayor de la primera niña, hoy de 11 años de edad, quien habría sufrido presuntamente abusos de similares características entre los años 2007 y 2009.

El sacerdote fue suspendido el 25 de julio de 2012 de sus labores tras las denuncias, mientras el arzobispo de Santiago y presidente de la Conferencia Episcopal en Chile, Ricardo Ezzati, confirmó la apertura de una investigación canónica por las denuncias.

El letrado Luis Hermosilla, abogado del sacerdote de origen irlandés, dijo que su cliente está tranquilo y que espera poder llegar a la fase oral del proceso judicial para defender su inocencia.

La Corte de Apelaciones también ordenó que el sacerdote no podrá acercarse a las presuntas víctimas ni a sus familiares, ni tampoco acudir a centros educativos donde se encuentren menores de edad.

El Colegio Cumbres, del acomodado sector santiaguino de Las Condes, suspendió de todas las actividades al sacerdote hasta que se aclaren los hechos.