Compartir

Las expulsiones se han producido porque los turistas han ocasionado desperfectos en los hoteles o han causado molestias al resto de los alojados, ha informado la Asociación de Hoteleros de Palmanova-Magaluf, que ha resaltado los esfuerzos en seguridad que se llevan a cabo en la zona turística, tanto por parte de la Policía Local de Calvià como por los empresarios.

Según la asociación, si este año se han producido 219 expulsiones de turistas de hoteles por mal comportamiento hasta el día de hoy, el año pasado se contabilizaron 172 en todo el ejercicio, en 2011 fueron 166 y en 2010 también 172.

Esta temporada los hoteleros de esta zona, a la que acuden mayoritariamente turistas británicos, han reforzado la seguridad privada de sus establecimientos, con un incremento del 18 % en la dotación de efectivos en relación al año pasado.