Compartir

El detenido es un hombre de nacionalidad ucraniana de 27 años al que se ha imputado por un delito contra la seguridad vial de acuerdo con lo previsto en el artículo 379.2 del Código Penal, ha informado hoy el instituto armado.

Éste es uno de 121 resultados positivos en controles de alcoholemia realizados por la Guardia Civil a lo largo de la semana pasada, en la que también se obtuvieron cuatro positivos en pruebas de drogas tóxicas o sustancias psicotrópicas.

El ciudadano ucraniano detenido recibió el alto para el control sobre las cinco menos cuarto de la madrugada del pasado día 25 a la altura del kilómetro 0,500 de la carretera M-413 (Fuenlabrada-A5) pero continuó la marcha sin disminuir la velocidad, por lo que se inició una persecución que acabó en el kilómetro 14 de la carretera M-506.

Tras la detención del vehículo, se procedió a realizar al conductor la prueba de alcoholemia, que dio un resultado positivo de 1,38 miligramos por litro de aire la primera y 1,41 la segunda, más de cinco veces la tasa de alcohol permitida, que es de 0,25.

Por otra parte, agentes de la Guardia Civil pertenecientes a la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia de Madrid detuvieron ayer a dos personas por su presunta implicación en sendos delitos contra la salud pública.

Uno de ellos es un ciudadano de nacionalidad marroquí de 22 años, con numerosos antecedentes, detenido en Collado Villalba, y el otro un español de 30 años, arrestado en Villaviciosa de Odón.

Los detenidos fueron puestos a disposición judicial tras la instrucción de las correspondientes diligencias.