Quantcast

Un total de 471 personas fallecieron por accidente laboral hasta agosto

Un total de 471 trabajadores fallecieron en accidente laboral en los ocho primeros meses del año, 34 más que en el mismo periodo de 2019, lo que implica un aumento en valores relativos del 7,8%, según datos del Ministerio de Trabajo y Economía Social.

De estos fallecimientos, 393 se produjeron durante la jornada de trabajo, 51 más que en el mismo periodo de 2019, lo que supone un aumento porcentual del 14,9%. Los 78 accidentes mortales restantes registrados hasta el octavo mes del año fueron siniestros ‘in itínere’ (los que se producen en el trayecto de casa al trabajo y viceversa), 17 menos que en el mismo periodo del año pasado, lo que supone un descenso del 17,9%.

El dato de mortales incluye los 15 accidentes mortales reconocidos por Covid-19, que ocurrieron todos ellos en el centro o lugar de trabajo habitual y que corresponden a las siguientes comunidades autónomas y provincias: 2 en Andalucía (1 en Granada y 1 en Sevilla), 8 en Castilla-La Mancha (1 en Albacete, 4 en Ciudad Real, 1 en Cuenca y 2 en Toledo), 2 en Castilla y León (ambos en Salamanca), 1 en Cataluña (en Barcelona) y 2 en Madrid.

En conjunto, hasta agosto se contabilizaron 302.301 accidentes laborales con baja, lo que supone un descenso del 27,5% respecto al número de siniestros del mismo mes de 2019. Del total de siniestros, 267.261 accidentes se registraron en el lugar de trabajo y 35.040 fueron siniestros ‘in itínere’. Los primeros cayeron un 26,2%, mientras que los segundos lo hicieron en un 35,9% respecto al mismo periodo del año pasado.

Los accidentes leves con baja en el puesto de trabajo de los asalariados sumaron 264.611 hasta agosto, un 26,3% menos, y los graves fueron 2.257, un 20,5% menos que a un año antes. En el caso de los siniestros ‘in itínere’ se registraron 34.477 accidentes de carácter leve (-36%) y 485 de gravedad (-27,8%).

MÁS DE 18.492 ACCIDENTES DE TRABAJADORES AUTÓNOMOS

La estadística distingue entre accidentes laborales de asalariados y de trabajadores por cuenta propia. De los 302.301 siniestros con baja registrados hasta agosto, 283.809 los sufrieron asalariados (-28,2%) y 18.492 correspondieron a trabajadores autónomos (-14,9%).

Desde el 1 de enero de 2019 la cobertura específica de la Seguridad Social por accidente laboral en el caso de trabajadores autónomos pasó a ser obligatoria con carácter general, mientras que en 2018 era mayoritariamente voluntaria y solo alcanzaba a cerca de un 20% de los autónomos.

Entre los accidentes de asalariados contabilizados en el octavo mes del año, un total de 249.885 se produjeron estando en el puesto de trabajo, un 26,9% menos que hasta agosto de 2019, mientras que 33.924 fueron siniestros ‘in itínere’, cifra que también es un 36,2% menos que la del año anterior.

Los accidentes leves de asalariados con baja en el puesto de trabajo sumaron 247.704 hasta agosto de 2020, un 27% menos, y los graves alcanzaron los 2.328, un 21,6% menos que en el mismo mes del año anterior.

En el caso de los siniestros ‘in itínere’, los trabajadores asalariados registraron 33.924 accidentes de carácter leve (-36,3%) y 446 de gravedad (-28,8%).

Por su parte, de los 18.492 accidentes que sufrieron los trabajadores autónomos hasta agosto, 17.376 (-14,1%) se produjeron en el puesto de trabajo y 1.116 (-24,7%) fueron siniestros ‘in itínere’.

La estadística también revela que además se notificaron 330.972 accidentes laborales sin baja, un 30,4% menos que en igual mes de 2019.

BAJAS LABORALES POR COVID

En la estadística de este mes se han vuelto a incluir los accidentes que han causado baja en el periodo de referencia, recepcionados por la Autoridad Laboral Provincial, aunque se trata todavía de datos provisionales. Hasta agosto, la estadística recoge que un total de 1.346 personas estuvieron de baja por coronavirus. De estos, 1.328 fueron leves, 13 grave y 17 mortales.

Por otro lado, Trabajo ha publicado el avance también de los datos desagregados por mes de la fecha de baja y los ha comparado con el mismo periodo del año anterior. En marzo, ha diferenciado dos periodos, uno anterior a la declaración del estado de alarma (días 1 a 13 de marzo) y otro posterior (días 14 a 31 de marzo).

Concretamente, entre el 1 y el 13 de marzo, un total de 21.539 personas se dieron de baja por accidente laboral (+6,1%). En el caso del 14 al 31 de marzo, la cifra ascendió a 11.320 personas (-57,4%). En abril fueron 16.099 accidentes (-61,6%), en mayo 26.776 (-46,4%), en junio 34.819 (-23,9%), en julio 38.606 (-23,3%) y en agosto 28.791 (-16,9%).

Teniendo en cuenta los accidentes ‘in itínere’, en el primer periodo se registraron 3.111 accidentes (-1,9%) y 1.193 en el segundo (-70,8%), situándose en abril en 1.697 (-74,4%), en mayo en 2.803 (-62,8%), en junio en 4.162 (-40,2%), en julio en los 4.752 (-34,1%) y en agosto 3.171 (-33,1%).

Entre el 1 y el 13 de marzo se produjeron 28 accidentes mortales en la jornada de trabajo (+75%) y entre el 14 y el 31, la cifra ascendió a 43 personas (+104,8%), mientras que en abril fueron 37 (+2,8%), en mayo 42 (-19,2%), en junio volvió a subir, hasta 51 (+44,7%), en julio fueron 45 (-28,6%) y en agosto 34 (-12,8%).

En el caso de los accidentes mortales ‘in itínere’, estos totalizaron en 6 tanto en el primer periodo analizado de marzo como en el segundo, lo que supuso un incremento del 100% en comparación con el periodo comprendido entre el 1 y el 13 de marzo de 2019, pero un descenso del 14,3% en comparación con los días que van del 14 al 31 de marzo del año anterior.

En abril también fueron seis los accidentes mortales ‘in itínere’, la mitad que el año pasado, en tanto que en mayo subieron a 8 (-33,3%), en junio fueron 5 (-44,4%), en julio se elevaron hasta 11 (-45%) y agosto fueron 6 (-33,3%).

Comentarios de Facebook