Quantcast

Marlaska dice que la normativa quiere “dar un impulso a la seguridad” de todo usuario de la vía

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha afirmado este martes que el paquete normativo aprobado quiere “dar un impulso a la seguridad de todos usuarios de la vía pública” y ha destacado que aborda alguna de la áreas relacionadas con la seguridad vial que “más afectan” al objetivo del Gobierno de “reducir la siniestralidad vial para rebajar el número de muertos y heridos graves” en las carreteras.

Así lo ha explicado el titular de la cartera de Interior en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros, en la que ha recordado que el próximo 15 de noviembre se celebra el Día Mundial de las Víctimas de accidentes de Tráfico, instaurado por la ONU en el año 2005.

“Las víctimas de lo que queremos y debemos denominar violencia vial. El recuerdo doloroso de tantas y tantas vidas truncadas en la carretera son y serán siempre el catalizador que nos impulsa a seguir mejorando en este ámbito y que nos empuja a seguir perseverando”, ha declarado.

Preguntado sobre si no sería preferible avanzar en el modelo de limitar la movilidad de los coches en la ciudades, el ministro ha respondido que la reforma se ha basado en los “principios fundamentales” como son lograr “una movilidad conectada, segura y sostenible”.

“Nadie es ningún estorbo”, ha subrayado Marlaska, para después insistir en que el objetivo de estas reformas es garantizar la vida y reducir el número de victimas y grandes lesionados. Además ha defendido que la comunicación y la interacción de la DGT, el Ministerio y la industria de automoción es “permanente en el tiempo”.

Una de las modificaciones aprobadas tiene que ver con el carnet por puntos, “la causa de una significativa reducción de los índices de siniestralidad vial”, según el ministro, que ha destacado que el número de personas fallecidas en 2006 por accidentes de tráfico era de 4.104 personas, mientras que en 2019 fue de 1.755, un 57,3% menos.

Según ha manifestado Marlaska, después de 14 años de vigencia del carnet por puntos “ha llegado el momento de actualizarlo para mejorar su eficacia y que de nuevo genere una nueva disminución” en el número de fallecidos y heridos graves.

Entre las medidas aprobadas a destacar se hallan el aumento de 3 a 6 los puntos a detraer por conducir sujetando con la mano dispositivos de telefonía móvil. “Desde 2016, las distracciones son la primera causa de accidentes mortales”, ha argumentado el ministro.

Asimismo, elevar de 3 a 4 los que se detraen por no usar el cinturón de seguridad, los sistemas de retención infantil, el casco y otros elementos de protección. “En 2019, un total de 116 de los fallecidos en accidente de tráfico circulaban en turismo o furgoneta sin usar el cinturón de seguridad. ¿Verdad que nos parece algo difícilmente justificable, ajeno a la realidad?”, ha lamentado el ministro.

El Gobierno también ha aprobado este martes nuevos límites generales de velocidad en vías urbanas (artículo 50) en función de su distinta clasificación: en las vías que dispongan de plataforma única de calzada y acera, el límite será de 20 km/h; en las vías de un único carril por sentido de circulación, 30 km/h; y en las vías de dos o más carriles por sentido de circulación, seguirá siendo de 50 km/h.

“La velocidad es otro de los elementos determinantes de la siniestralidad”, ha recalcado, para después aclarar que los nuevos límites no afectarán a las vías de circunvalación de las urbes.

En este sentido, el titular de la cartera de Interior ha detallado que mientras en 2019 se produjo una disminución de víctimas mortales en el ámbito interurbano de casi un 7%, se registró un incremento de un 6% en el caso de las ciudades, hasta los 519 fallecidos. “Nuestro modelo de ciudad, de convivencia urbana ha cambiado. Los coches han perdido mucho protagonismo”, ha indicado.

En relación con las normas que regulan los vehículos de movilidad personal, como los patinetes, el ministro ha puesto de relieve que se da “un paso más para construir ciudades más humanas, más razonables y más sostenible”.

Finalmente, Marlaska ha recordado que la DGT ya trabaja en el Reglamento de Vehículos en auxilio en carretera, y en otra reforma del Reglamento de Circulación para los usuarios vulnerables (motoristas, ciclistas y peatones). Así, ha indicado que de las seis personas fallecidas este fin de semana en carretera, cuatro eran motoristas.

Comentarios de Facebook