Compartir

El 51% de los chicos y el 69% de las chicas padecen dolor de espalda antes de los 15 años, según la Organización Médica Colegial (OMC). Con el objetivo de evitar el dolor de espalda en niños, la organización presentó este miércoles la décimosexta edición de la Campaña de Prevención de las Dolencias de la Espalda.

Según indica la organización, el dolor de espalda es excepcional en niños antes de los seis años, pero su frecuencia aumenta a partir de los 10 años. “Antes de los 15 años, el 51% de los chicos y el 69% de las chicas padecen dolor de espalda, y los que lo padecen tienen más posibilidad de sufrirlo de manera crónica al ser adultos”, afirmó en la presentación de la campaña el director de la Red española de Investigadores en Dolencias de la Espalda (Reide), el doctor Francisco M. Kovacs.

La iniciativa incluye el ‘Tebeo de la Espalda’, donde se pueden encontrar recomendaciones efectivas para prevenir dolencias en los escolares a través de la práctica deportiva. El objetivo es que los escolares aprendan los conocimientos para mantener sana su espalda y evitar que sufran dolor de adultos.

En él, el doctor Espalda muestra las medidas más eficaces para prevenir las dolencias: “hacer ejercicio o deporte de manera continuada”, “usar una mochila con ruedas” o si se carga, que “se utilicen los dos tirantes”, se lleve el peso en el medio de la espalda y mantenerla pegada al cuerpo.

La actividad física y el deporte practicados de “manera habitual y mantenida en el tiempo” es una de las recomendaciones fundamentales para prevenir y mejorar el dolor de espalda porque ayuda al desarrollo de la musculatura, según Kovacs.

En caso de que la espalda duela, se debe evitar el reposo en cama o acortarlo tanto como sea posible, ya que mantenerlo durante 48 horas ya conlleva pérdida de tono y coordinación muscular.

El tebeo se puede encontrar de manera impresa y digital a través de su descarga gratuita desde la web de la Espalda (‘www.espalda.org’) y desde la web de la Organización Médica Colegial (‘www.cgcom.es’).

La iniciativa, puesta en marcha por la entidad en colaboración con la Red Española de Investigadores en Dolencias de la Espalda (Reide), cuenta con el apoyo de la Fundacicón Asisa.