Compartir

Vanellope Hope Wilkins, la bebé que nació con el corazón fuera del pecho, ha sido dada de alta tras ser operada hasta en 3 ocasiones.

La bebé nació hace 14 meses en el hospital Glenfield de Leicester, Reino Unido. Los médicos le dieron únicamente un 10% de posibilidades de supervivencia, pero tras las operaciones y varios meses ingresada, la pequeña ha sido dada de alta. Aun así, tendrá que llevar una máquina de respiración asistida y necesitará atención las 24 horas del día.

Los padres de la niña han explicado que a pesar de que en el hospital fuera muy callada y que apenas se moviera o interactuara con las personas, ahora en su casa de Bulwell “grita, se mueve y hace lo que quiere”. Vanellope ya había pasado algunas noches en casa, pero ahora, por suerte, su estancia será permanente.