Quantcast

CSN aprueba el marco de colaboración con AMAC para mejorar la información sobre seguridad nuclear

El Pleno del Consejo de Seguridad Nuclear (CSN) ha informado favorablemente este miércoles el acuerdo marco de colaboración con la Asociación de Municipios en Áreas de Centrales Nucleares y de almacenes con residuos radiactivos para mejorar la calidad y la transparencia de la información en materia de seguridad nuclear en estos entornos.

El acuerdo tendrá una duración de seis años y no supondrá contraprestación económica para ninguno de los firmantes. Su objetivo es la colaboración entre el CSN y AMAC para desarrollar actividades de formación, información, participación y divulgación para mejorar la calidad, el alcance y la transparencia de la información sobre la seguridad nuclear y el funcionamiento de las centrales nucleares y almacenamientos de residuos radiactivos.

Además, incluye varias líneas de trabajo que se realizarán con acuerdos específicos, como por ejemplo planes conjuntos de formación en materia de seguridad nuclear o el desarrollo de estudios, informes y evaluaciones que ayuden a mejorar la información, transparencia y percepción de la seguridad nuclear y la protección radiológica.

El convenio, que se firmará próximamente, incluye cursos específicos, seminarios, sesiones monográficas o reuniones de trabajo conjunto para potenciar el conocimiento en ambas materias. Ambas partes se ofrecen asimismo a colaborar en el asesoramiento mutuo y la divulgación de las actividades, mediante su personal técnico como de expertos cualificados o de medios telemáticos. AMAC y el CSN firmaron su primer acuerdo de colaboración el 22 de septiembre de 2003.

Otro de los acuerdos adoptados por el pleno del organismo regulador es la propuesta de cambio del Plan de Protección Física (PPF) presentada por el titular de la central nuclear Cofrentes (Valencia) en la que se solicita incluir el Almacén Temporal Individualizado (ATI) de combustible gastado entre las áreas vitales del sistema de protección física.

El titular deberá subsanar algunos cambios documentales del PPF, como actualizar la superficie del área protegida que se define en el mencionado Plan, incluyendo el ATI, así como la modificación de las leyendas de algunos planos.

Por otro lado, el pleno ha informado también favorablemente la primera edición del PPF del Centro de Investigaciones Energéticas, Medioambientales y Tecnológicas (CIEMAT), aunque la autorización está sometida a un conjunto de condiciones a aspectos que el CSN considera de carácter confidencial.

También ha aprobado la propuesta de revisión y modificación del Plan de Emergencia Interior, presentada por el titular de la central nuclear Ascó (Tarragona), para cambiar la definición del responsable del Centro Exterior de Emergencia (CEE), reflejar la nueva ubicación del parque de bomberos y corregir las erratas detectadas en una auditoría interna efectuada en 2017.

Comentarios de Facebook