Quantcast

Andalucía habilita cuatro centros para evacuar a usuarios no contagiados

La Junta de Andalucía ha habilitado cuatro centros en otras tantas provincias –Granada, Sevilla, Málaga y Cádiz– para evacuar allí a personas no contagiadas que vivan en residencias de mayores con casos positivos de coronavirus, para garantizar su aislamiento y evitar la propagación de contagios dentro del centro residencial.

Así lo ha anunciado el consejero de Salud y Familias, Jesús Aguirre, en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Consejo de Gobierno andaluz, donde ha detallado que los centros de evacuación que se han habilitado son el ‘Doctor Oloriz’ de Granada, el Hospital Vithas Nisa de Sevilla, el Hospital Civil de Málaga y el HARE de Vejer de la Frontera (Cádiz).

El consejero ha explicado que se han puesto en marcha estos centros de evacuación pensando en aquellas residencias en las que “no podemos separar” a personas que hayan dado positivo en coronavirus de los que han dado negativo, de forma que la idea es mantener a los contagiados dentro de la residencia, y llevarse a los segundos a dichos centros de evacuación.

En todo caso, el titular andaluz de Salud ha informado de que, en la actualidad, de los 1.107 centros que se mantienen en seguimiento proactivo en toda Andalucía, sólo 46 presentan actualmente algún caso positivo entre sus usuarios, lo que supone el 4,1% del total.

Por su parte, otros 66 contabilizan casos sólo en trabajadores, por lo que los residentes no se han visto afectados y las plantillas han podido ser aisladas, según ha detallado la Junta.

De forma pormenorizada, se contabilizan en las residencias de mayores un total de 881 residentes positivos, de los que 190 se encuentran ingresados. En el caso de los trabajadores, 330 son casos confirmados.

CASI 270.000 TEST

En lo que respecta a la realización de pruebas, desde abril y hasta la fecha se han realizado 269.239 test, con 3.361 positivos. Todas estas pruebas se han efectuado en residencias de mayores, en centros de atención a refugiados, centros de acogida, viviendas supervisadas y servicio de ayuda a domicilio.

Igualmente, el consejero de Salud ha dado a conocer que, en la actualidad, se encuentran medicalizadas la residencia de El Zapillo de Almería y el centro residencial El Manantial en Terque (Almería), el centro residencial Puerto de la Luz Resort (Cádiz), el centro residencial San Antonio (Puebla de Vícar), la residencia Sierra de las Nieves de Guaro (Málaga), el centro residencial Vitalia Mairena (Sevilla), el centro residencial La Milagrosa (Sevilla) y el centro residencial REIF de Utrera (Sevilla).

La Junta ha subrayado que, desde el comienzo del estado de alarma decretado por el Gobierno por la pandemia, se ha intensificado la actuación habitual que se venía realizando en residencias, con un seguimiento proactivo de llamadas y visitas con apoyo para los cuidados y prevención del Covid-19, en el caso de aquellas personas atendidas en sus domicilios y centros residenciales.

GASTO EXTRAORDINARIO POR HOTEL MEDICALIZADO EN SEVILLA

Por otro lado, el Consejo de Gobierno ha aprobado este martes la declaración de emergencia con motivo del Covid-19 para un gasto extraordinario por tramitación de emergencia de 62.799,44 euros, destinado a la contratación del servicio de transporte para personas mayores y personas con discapacidad en las instalaciones cedidas a la Consejería de Salud y Familias en el Centro de Emergencia Especializado en Covid-19, habilitado en el Hotel Ilunion Alcora de San Juan de Aznalfarache (Sevilla), y para el mantenimiento de sus instalaciones.

Según ha recordado la Junta, en el ejercicio de la actividad de vigilancia epidemiológica se constató el pasado mes de marzo que una residencia de mayores del municipio sevillano tenía 70 residentes que presentaban sintomatología de Covid y que la residencia “no contaba con los medios materiales y humanos que garantizaran una correcta asistencia sanitaria a dichos residentes”.

Se comprobó también que “no era posible garantizar que las medidas de aislamiento adoptadas se mantuvieran en el tiempo y de manera adecuada”, por lo que se entendió “imprescindible” que se trasladase a los residentes hacia algún dispositivo que permitiera una “correcta asistencia y aislamiento”.

De este modo, se derivó a estas personas al Hotel Ilunion Alcora, medicalizado para llevar a cabo esta tarea de atención a colectivos necesitados de cuidados sociosanitarios.

Igualmente, la Junta defiende que se hacía necesaria la contratación del servicio para el mantenimiento de estas instalaciones por importe total de 36.899,44 euros. En concreto, el contrato contemplaba la atención a las 90 habitaciones y los dos ascensores de acceso, seis salones, cocina central y comedor buffet y zona de acceso del personal sanitario.

200.000 EUROS PARA ACTUACIONES SANITARIAS EN MÁLAGA

De igual modo, el Consejo de Gobierno ha aprobado también la declaración de emergencia con motivo del Covid-19 para un gasto extraordinario de 201.577,77 euros destinados a distintas actuaciones sanitarias en la provincia de Málaga.

La superior en cuantía fue la consignada a la contratación de las obras de reforma para la adecuación de la instalación eléctrica interior del polideportivo de la ciudad deportiva de Carranque para posibilitar su utilización como hospital de campaña, con el fin de hacer frente a la situación de crisis sanitaria, por importe de 127.772,77 euros.

Por otra parte, se contrató también por tramitación de emergencia el servicio de disponibilidad y de prestaciones complementarias a la actividad asistencial de la unidad de gestión clínica de cirugía cardiovascular del Hospital Regional por un importe de 47.990 euros.

Desde la Junta explican que el aumento progresivo de pacientes que necesitó ingreso obligó a reordenar los espacios interiores, a favor de pacientes afectados por el virus, lo que hizo obligatorio recoger un plan funcional que permitiera continuar con la actividad hospitalaria de los servicios clínicos afectados, en un intento de garantizar la actividad asistencial.

Así, se externalizaron actividades asistenciales para dejar espacio físico para el tratamiento de pacientes que precisen ventilación asistida.

Este mismo plan se hizo necesario en el Hospital Universitario Virgen de la Victoria de Málaga, que contó con un presupuesto de 25.815 euros, según ha detallado la Junta.

Comentarios de Facebook