Compartir

Este martes el precio de la electricidad en el mercado mayorista (pool) se situará de media en 87,9 euros por MW/h, alcanzando los máximos de la semana pasada y superando en un 4,8% los fijados este lunes, según el operador de mercado ibérico Omie.

Se trata de la segunda referencia más elevada en lo que va de año, por detrás de los 88 euros MW/h registrados el pasado viernes, en plena ola de frío.

En una entrevista para Primera Hora, de Gestiona Radio, Rubén Sánchez, portavoz de FACUA-Consumidores en Acción, ha asegurado que “ya tenemos el segundo recibo más caro de toda la historia de España”

Durante este martes, la hora más cara será las 21h, cando el precio alcanzará los 99,1 euros MW/h. “Hoy en día pagaríamos con estas tarifas una media de 89 euros al mes, más del doble que hace unos años”, explica. 

Los precios horarios se aplican a los consumidores domésticos que dispongan de contadores 'inteligentes' y tarificación por horas, entre los que figuran los usuarios que tienen contratado el Precio Voluntario al Pequeño Consumidor (PVPC) y disponen de estos aparatos.

Además del aumento de demanda y de la situación climatológica, sobre este precio indicen aspectos como el bajo nivel de recurso hidráulico y el elevado precio del carbón y del gas, así como la mayor exportación a Francia por la indisponibilidad de algunas de sus centrales nucleares. 

Aunque según Rubén Sánchez, “no hay datos que avalen que las eléctricas se han visto obligadas a subir tanto el precio de la luz. (…) Le estamos vendiendo electricidad a Francia, el problema es que nos están intentando manipular, nos están dado unos datos un poco tergiversados para hacernos creer que es razonable”. 

Estas cifras no eran tan elevadas desde diciembre de 2013, cuando las subidas en el mercado mayorista llevaron al Gobierno a sustituir el anterior sistema de subasta eléctrica por uno en el que el precio regulado deja de consistir en una referencia trimestral y queda vinculado al precio de cada hora en el mercado. 

“Llevamos sufriendo subidas continuadas desde el pasado mes de abril. La luz siempre ha sido cara desde que se liberalizó el sector y se puso en marcha ese protocolo por el cual las eléctricas son los que fijan el precio sin apenas intervención estatal. No tenemos una tarifa regulada”, afirma.