Compartir

Una mujer de Virginia, Estados Unidos, ha adoptado a los seis hijos de su mejor amiga, fallecida de cáncer de mamá tras una larga batalla contra la enfermedad. Stephanie Culley que, junto a su marido, ahora tiene que sacar adelante a nueve hijos, de edades comprendidas entre los 2 y los 15 años. No considera que estén haciendo ninguna heroicidad, sino solo lo que deben.

Quería que viviera. Ninguna madre se merece que nadie críe a sus hijos excepto ella“, ha declarado en los medios estadounidenses que se han hecho eco de su increíble historia.

Culley cuenta con una custodia temporal de los pequeños, pero ya está tramitando la definitiva.Solo quiero a estos niños. Andar por la habitación y verles riendo y jugando, es lo único importante“.

La familia vive feliz y los hijos biológicos de los Culley han acogido a sus nuevos hermanos con mucha felicidad.