Compartir

La Champions está calentita a solo cuatro días de disputarse la final entre el Real Madrid y el Atlético, los dos equipos madrileños que se enfrentarán para conseguir uno de los títulos más ansiados de la temporada. La fiebre acecha la capital y Manuela Carmena ha tenido la idea de hacer que la gente vote a su favorito de una forma muy peculiar.

La alcaldesa ha colocado papeleras por toda la ciudad para que los ciudadanos echen sus colillas en la casilla del equipo que quiera que gane la final europea. Estos ceniceros en forma de urna servirán para que todos voten a la vez que depositan las colillas en una papelera y no en el suelo, debido al problema de limpieza que tiene la capital. 

Después de que pase la Cahmpions, Carmena cambiará la pregunta y ampliará estos originales ceniceros para que todos los madrileños puedan seguir votando por cualquier cosa en las urnas de votación. De momento no tendrán coste para el Ayuntamiento, ya que han sido distribuidas por una empresa y, si todo sale bien, se extenderán a muchas partes de Madrid

La alcaldesa de la capital también ha propuesto repartir botellas de aluminio con el lema 'Bebe agua de Madrid' para que se llenen en las fuentes y se conserve el medioambiente. En la misma estela de conservar el entorno y la limpieza, llevó a cabo una medida para que los dueños de los perros recogieran los excrementos de sus animales, bien mediante una multa o limpiando su calle, y un huerto en la terraza del Ayuntamiento para que los concejales planten vegetales y los recojan.