Compartir

1Lo primero que tenemos que tener claro es que no podemos sustituir por nuestra cuenta y riesgo estos

Lo primero que tenemos que tener claro es que no podemos sustituir por nuestra cuenta y riesgo estos medicamentos si es que estamos bajo tratamiento médico. Si es éste el caso conviene no olvidar acudir a la consulta con el especialista antes de cambiar a otras opciones. Incluso éstas que vamos a proponer. Y recuerda que, aunque sean remedios naturales, no conviene excederse en su consumo.Centrándonos en el ibuprofeno, los médicos desde hace tiempo aconsejan la dosis máxima de este medicamento no supere los 400 miligramos, porque rebasar esa barrera puede tener muy malas consecuencias para la salud. Desde los más leves, como diarreas, malestar abdominal, úlceras o dolores de cabeza; hasta los más graves, como problemas cardiovasculares y complicaciones hepáticas que, en uno y otro caso, pueden llevarnos a la muerte. Y es que, no en vano, en un estudio publicado por The Lancet se concluyó que el ibuprofeno podía ser tan tóxico para el corazón como el medicamento antiiflamatorio, Vioxx, de laboratorios Merck, que fue prohibido en algunos países y retirado en España en 2008.¿La muerte? Sí, y hay que acostumbrarse a que abusar de este medicamento es muy nocivo. De hecho, aunque las cajas de ibuprofeno que más se venden en farmacia son las de 600 miligramos -las que de manera automática le expende casi siempre su farmacéutico- no las deberíamos aceptar y pedir sólo dosis de 400mg, la dosis más segura y adecuada, según recuerda, por ejemplo, el Servicio Vasco de Salud -Osakidetza-, entre otros. Por todas estas razones ahí van algunas alternativas naturales al ibuprofeno. Las primeras tienen efectos anti inflamatoriosCúrcumaUn ensayo clínico publicado en The Journal of Alternative and Complementary Medicine, ha revelado que existe una alternativa natural eficaz para sustituir al popular ibuprofeno, por ejemplo, en el tratamiento de la osteoartritis de rodilla. Se trata de una especia utilizada generalmente en la cocina, la cúrcuma o turmeric, cuyos beneficios antiiflamatorios ya han sido demostrados. Posee propiedades anti-inflamatorias y mantiene sanas las articulaciones. Se puede encontrar en polvo, así como también en cápsulas.¿Tiene contraindicaciones? Sí, no se recomienda su uso en los niños menores de tres años, si toman medicación anti-coagulante previamente a una intervención quirúrgica, por ejemplo, de cálculos biliares.

Atrás