Compartir

Según cuenta el diario Levante ha sido la madre del presunto autor quien ha descubierto los hechos. Alertada porque su hijo no le cogía el teléfono se ha presentado en su casa y ha hallado los cuerpos de ambos en al cocina del domicilio.

Ella, con varias puñaladas en la espalda. Él, yaciendo inconsciente con cortes superficiales en una de las muñecas y el pecho. El SAMU ha aclarado después que su estado de inconsciencia se debía a que había ingerido una caja de tranquilizantes probablemente para intentar suicidarse.

La mujer ha llamado a la Policía de inmediato. Los ha encontrado en el piso un cuchillo y un bate de béisbol con restos de sangre.

El presunto homicida y la mujer asesinada mantenían una relación sentimental desde hace más de un año.

El detenido ha sido trasladado al Hospital General, donde permanece ingresado bajo custodia policial.