Compartir

Probablemente si preguntas a la gente que rodea por algún destino que ha visitado, la mayoría de las respuestas que te darán serán la de las típicas ciudades: Roma, París, Londres, Nueva York e incluso las zonas del norte de Europa que están tan de moda.

Sin embargo, la sensación que tenemos radica mucho de la realidad. Ninguna de ellas lidera la clasificación de la ciudad más visitada del mundo. Esa tabla la encabeza Bangkok. La capital tailandesa ha tenido el honor de ser la primera asiática que está al frente del número de pernoctaciones internacionales en 2013. En total, fueron casi 16.000.000 de turistas los que pasaron por allí el pasado año.

Pero… ¿qué es lo que hace que Bangkok tenga tanto éxito? Para muchos, el turismo sexual es considerado 'deporte nacional' en el país pero no es algo que esté visto así en la propia sociedad. Laura es una joven que tuvo que emigrar hace cuatro años hacia Asia. Su destino era Tokio pero en los últimos días previos recibió una oferta irrechazable de Bangkok.

Camino a su trabajo, pasa diariamente por Soi Cowboy, la zona clave del denominado turismo sexual de la ciudad. Sin embargo, esta administrativa no cree que el éxito de la capital tailandesa se deba al ambiente ultra liberal que se respira en esa zona.

“Todas las ciudades tienen partes más conflictivas que otras. Yo recuerdo que antes la zona de la Casa de Campo en Madrid era un foco central para la prostitución y que poco a poco se fue eliminando.  La gente de aquí no entiende el concepto turismo sexual, no lo ve como un problema y es cierto que los que vivimos el día a día en la ciudad no estamos al tanto de ello”, explica Laura.

Soi Cowboy es una calle de tan sólo doscientos metros pero en los que de forma concurrida, los locales se suceden unos a otros sin apenas espacio con los flamantes carteles con luces de neón que llaman la atención a propios y extraños. 

“Es increíble la cantidad de gente que puede llegar a pasar por ese espacio tan reducido en un solo día. Hay una nube artificial en torno a esa zona que proviene del tabaco. Es como si de repente entraras en otra ciudad”, apunta esta administrativa.

Pero… ¿está prohibida la prostitución en Tailandia? El gobierno de este país asiático la considera como ilegal pero, como sucede en otros muchos lugares, es visible y tolerada en muchas partes del país. Lo que sí está perseguida es la prostitución infantil y que no está de ninguna manera permitida.

Además, del turismo sexual- que es como decimos foco fundamental de los ingresos de Bangkok- la ciudad ofrece otros muchos atractivos para sus visitantes. 

1-PRECIO: Es una ciudad barata en comparación con Madrid. Según el portal Expatistan.com, el coste de vida en Madrid es un 37% más caro que en la capital de Tailandia. Por ejemplo, un menú diario es el doble de caro en la ciudad española que en Bangkok. Lo mismo ocurre con el transporte, la vivienda e incluso la ropa. 

2-MERCADOS Y COMPRAS: Sin duda, el mercado de Chatuchak tiene un encanto especial. Es la zona de compras al aire libre más grande de Tailandia. Con más de 15.000 puestos, se encuentra a las afueras de la ciudad. Allí puedes encontrar desde ropa, calzado e incluso animales. 

3-PALACIOS: La arquitectura tailandesa nos permite disfrutar de templos como el Wat Phra Kaew, del Buda de la Esmeralda del siglo XIV, el Wat Pho y el Wat Arun, con unas vistas espectaculares desde el otro lado del río Chao.

4-GASTRONOMÍA: Autenticidad 100% de su zona ChinaTown donde poder comer comida oriental a muy buen precio. Su gastronomía es una de las más exóticas de todo el extremo Oriente con una mezcla de sabores dulces, salados, agrios y un toque picante con un resultado excepcional. Destacan los rollitos de primavera estilo Phai. Muy presente la leche de coco y el curry en todos los platos.

5-RELAX: En un viaje a Tailandia no pueden faltar los famosos masajes que hacen honor al país asiático. Muchos más baratos que en España- y mejores- suben de precio, como nos cuenta Laura, si incluimos productos como aceites o barro. 

6-OCIO Y FIESTA: Tampoco puede faltar algo muy común en la sociedad tailandesa: presenciar un combate de Muay Thai. Las entradas oscilan entre los 25 y los 50 euros. En cuanto a la fiesta, destaca la zona de Kaosan Road, más tranquila y para tomar algo para presenciar partidos de fútbol.

7-TRANSPORTE: Nada de taxi ni autobús. Si quieres sentirte un tailandés más debes montar en tuk-tuk. Este divertido vehículo de tres ruedas es el símbolo de Asia desde hace muchos años. A pesar de su extraña apariencia no es lento ya que puede alcanzar los 100 kilómetros por hora.

Eso sí, cuidado con los atascos porque puedes dejarte un dineral. Por ello, aconsejamos viajar en skytrain (metro áereo). Barato, cómodo y seguro. 

A pesar de ser la ciudad más visitada de 2013, Bangkok ocupa la cuarta posición en ingresos. Por delante de la capital tailandesa aparecen Nueva York, Londres y París. Las diferencias entre unas y otras, para el turista, son significativas.