martes, 29 septiembre 2020 0:38

Crean una pizza 'antibacterias' que puede durar hasta tres años

Esta pizza tendría el mismo sabor que otra cualquiera, aunque lo que han confirmado sus creadores es que no se puede comer caliente y que no está muy crujiente. Ahí está el truco. Que nadie espere una súper masa de pan que 'chasca' al entrar en la boca.

Tan sencillo como coger la pizza, dejarla empaquetada en un mostrador,
dejar que pasen tres años y poder comerla. Así lo explica Michelle
Richardson, científica de alimentación del Centro de Investigación,
Desarrollo e Ingeniería 'Soldado Natick.

Según los expertos que han desarrollado el proyecto, el mayor reto al que se han enfrentado es conseguir la humedad necesaria para que las salsas, el queso y el resto de condimentos que lleva la pizza no lleguen a la masa, ya que provocaría que apareciera moho. Por ello, han usado azúcar o incluso jarabes que tiene las propiedades para retener esa humedad.

Todo ello les ha llevado un gran esfuerzo aunque también han tenido que hacer modificaciones en la acidez para hacerlos más resistentes a la oxidación.