miércoles, 23 septiembre 2020 18:17

Dime cómo escribes y te diré cómo eres

La grafología no es una ciencia joven, a pesar de que en los últimos años se haya puesto foco en ella porque así lo requería la actualidad. “Ya en 1622 Camilo de Baldo, profesor de Filosofía de la Universidad de Bolonia, editó 'Tratado de cómo a través de una carta se conoce la naturaleza y cualidades del escritor', la primera obra sobre esta materia”, explica la grafóloga Begoña Slocker.

Hoy en día las aplicaciones de la grafología son variopintas y complejas, pues abarcan desde el área empresarial, donde se utilizan como instrumento de apoyo en el caso de los profesionales de recursos humanos (selección de personal, evaluación de potencial humano, compatibilidad de caracteres o planificación de carreras) hasta el campo de la medicina. (Más información en MujerHoy.com)