Compartir

Siemens Gamesa Renewable Energy (SGRE) registró un beneficio neto de 88 millones de euros entre octubre de 2018 y junio de 2019, los primeros nueve meses de su ejercicio fiscal, lo que supone prácticamente doblar las ganancias de idéntico periodo del ejercicio anterior.

Según ha informado la compañía a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la mejora del beneficio se produce pese a que sus ganancias del último trimestre, entre abril y junio, se redujeron un 52,9%, hasta los 21 millones de euros.

En los primeros nueve meses del ejercicio fiscal 2019, las ventas ascendieron a 7.283 millones de euros, un 12% más que en el ejercicio precedente. En el tercer trimestre aumentaron un 23%, situándose en 2.632 millones.

Por otro lado, la compañía finalizó los nueve primeros meses del ejercicio 2019 con un beneficio bruto (Ebit) sin tener en cuenta los costes de integración y reestructuración de 475 millones de euros, un 0,6% inferior al del año precedente. En el tercer trimestre fue de 159 millones, un 1,9% superior.

La compañía atribuye la caída de este indicador a la persistente disminución de los precios en la cartera de pedidos, junto con la volatilidad en mercados emergentes y retos en la ejecución de algunos proyectos, compensados parcialmente por las sinergias, las mejoras en la productividad y el mayor volumen de ventas.

La compañía alcanzó una cartera de pedidos récord de 25.100 millones de euros, un 8% más que hace un año, impulsada por los 4.700 millones logrados en el último trimestre, un 42% más y la mayor entrada de nuevos proyectos de su historia. Esto permite asegurar el 98% del rango medio del objetivo de ventas comprometido para el año fiscal 2019.

Al cierre de junio, la deuda neta se situó en 191 millones de euros, impulsada por el aumento del capital circulante de cara a un pico de actividad en el negocio de aerogeneradores en el cuarto trimestre.

Estos resultados se encuentran en línea con los objetivos presentados para el año fiscal 2019, en concreto unas ventas entre 10.000 y 11.000 millones de euros.