Compartir

El Sindicato de Letrados de la Administración de Justicia (Sisej) pidió este jueves a la ministra de Justicia, Dolores Delgado, “claridad y transparencia” sobre sus relaciones con el comisario José Manuel Villarejo, después de las “contradicciones” en las que entienden que ha incurrido al explicar sus relaciones con este exmando policial.

A través de un comunicado, el Sisej estimó “deplorable” la difusión del audio de la comida organizada por Villarejo el 23 de octubre de 2009, a la que asistieron la ahora ministra de Justicia y entonces fiscal, el exjuez Baltasar Garzón y otros exmandos policiales.

Este sindicato opinó que “la actividad de los poderes públicos no puede funcionar al dictado de este tipo de revelaciones desde las cloacas (del Estado), sino exclusivamente en base a criterios de gestión pública”, por lo que es necesario llevar a cabo “una profunda labor de higienización”.

No obstante, el Sisej señaló que “no podemos excusar las contradicciones en que la ministra de Justicia ha incurrido al dar explicaciones (sobre Villarejo), y consideramos que debe ofrecer claridad y transparencia sobre todo lo ocurrido en su comparecencia ante el Congreso el próximo 10 de octubre”.

VIAJE A COLOMBIA

Al mismo tiempo, los secretarios judiciales se refirieron al hecho de que la ministra Delgado, en uno de los audios difundidos sobre la comida de 2009, se refiera a un viaje a Colombia en la que ella y otra compañera supuestamente vieron a jueces y fiscales estar con menores de edad.

Sobre este episodio y este viaje, Sisej se refirió a que “dada la grave sombra de sospecha sobre en qué se acaban convirtiendo las actividades formativas de jueces, fiscales y letrados de la Administración de Justicia, es fundamental que también en este ámbito reine la transparencia y se haga pública toda la información relevante al respecto, incluyendo programas, coste, asistencia y repercusión de las mismas en el que debería ser su principal objetivo: mejorar la calidad del servicio público de la Justicia”.