Compartir

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, recriminó este martes al Partido Popular la oposición que está haciéndole sobre la crisis política en Cataluña y pidió a la formación que preside Pablo Casado que le apoye porque eso, incluso, les “convendría en términos electorales”.

En la sesión de control al Ejecutivo en el Senado, Sánchez defendió ante el portavoz del Partido Popular en esta Cámara, Ignacio Cosidó, la política emprendida para con Cataluña.

Ello le llevó a comentar que “la responsabilidad en el ejercicio del Gobierno es igual de importante que el ejercicio de la oposición”, por lo que le pidió al portavoz popular que “muchas veces, hacer oposición al Gobierno, es ayudar al gobierno en el fortalecimiento del Estado”.

Así, le dijo que ayudar al gobierno en el fortalecimiento del Estado, “les vendrá bien a los españoles. “Y le puedo garantizar una cosa, hasta incluso me atrevería a decir que les convendría en términos electores”, añadió.

Por su parte, Cosidó le espetó que en los 100 días de Gobierno ha “rectificado prácticamente todo” desde la política económica, de inmigración, hasta en materia Justicia, por lo que pidió que “rectifique en la política de apaciguamiento y diálogo con los independentistas” que, a su juicio, conducen “necesariamente al fracaso”. Y que lo haga “cuanto antes mejor para todos”.

Así, el portavoz del Partido Popular, que se estrena en el cargo en esta sesión de control, le trasladó que el PP estará “esperando y aplaudirá eso y cualquier respuesta contundente que del Gobierno al desafío golpista”.