Compartir
Servimedia

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, habló este lunes con la ministra de Justicia, Dolores Delgado, para darle su apoyo tras la difusión de la grabación de una comida con el comisario José Manuel Villarejo en octubre de 2009, en la que estuvo presente la entonces fiscal de la Audiencia Nacional junto a otras personas, entre ellas Baltasar Garzón y otros mandos policiales.

Fuentes de Justicia informaron a Servimedia de que Sánchez, que este lunes estaba de viaje oficial en Canadá, habló con la ministra para trasmitirle su respaldo, algo que coincidió con las explicaciones dadas por la ministra sobre esta comida de 2009, cuyo sonido reveló la web ‘Moncloa.com’.

Según el comunicado difundido por Justicia poco antes de las 15.00 horas de este lunes, Delgado comparecerá en el Congreso a petición propia para explicar las veces que vio a Villarejo, que está en prisión preventiva desde el pasado 5 de noviembre acusado de los delitos de blanqueo de capitales, cohecho y organización criminal.

La ministra aseguró en su nota, respecto a la agravación difundida por ‘Moncloa.com’, que el encuentro de octubre de 2009 “fue convocado por el entonces Director Adjunto Operativo (DAO) de la Policía Miguel Ángel Fernández Chico para celebrar la concesión de una medalla al comisario Villarejo por el Ministerio del Interior”. Según Justicia, “la entonces fiscal Dolores Delgado no estaba invitada, pero acudió acompañando al entonces magistrado Baltasar Garzón a petición de éste”.

“ESTRATEGIA PROCESAL”

El Ministerio añadió que “a lo largo de los 25 años” en que Delgado ha estado en la Fiscalía de la Audiencia Nacional “tiene recuerdo de haber coincidido con el comisario José Villarejo en tres ocasiones junto a otros mandos policiales y cargos judiciales y fiscales”.

Al mismo tiempo, la ministra se refirió a que el comisario Villarejo se encuentra en prisión provisional como presunto autor de delitos muy graves” y que “su estrategia procesal es atacar al Estado y sus instituciones”. “Primero cargó contra la Jefatura del Estado con grabaciones relacionadas con el Rey emérito (en referencia a las grabaciones sobre Corinna zu Sayn-Wittgenstein). Ahora ataca al Ejecutivo en la persona de la ministra de Justicia”, afirma la nota.

Asimismo, Delgado se refirió a que conoce a Garzón “desde hace 19 años en los que ambos participaron en la desarticulación de cárteles de la droga, comandos de ETA y el entramado institucional de la organización terrorista”. Por lo tanto, la amistad entre ambos “es pública y notoria”.