Compartir

Rodrigo Rato, el que fuera vicepresidente económico del Gobierno, director del Fondo Monetario Internacional y presidente de Bankia acaba de entrar en prisión, en Soto del Real.

Rato ha pedido “perdón” y asumido “los errores cometidos” en declaración ante ante los medios de comunicación congregados ante las puertas de la cárcel madrileña y ha asegurado que acepta sus obligaciones con la sociedad .

Rato que está condenado a 4 años y medio de cárcel por apropiación indebida del uso de las “tarjetas black” de Bankia, ha apurado hasta el último momento para entrar en la cárcel madrileña, que él mismo ha podido escoger.