Compartir

Una niña de cinco años fue encontrada en Eberswalde, al norte de Berlín en extremas condiciones. La pequeña habría vivido al menos dos años aislada del mundo exterior sin ver la luz del día.

La fiscalía alemana ha abierto una investigación para aclarar las causas de su abandono.”Debido a la presión mediática, hemos abierto una investigación”, anunció este lunes el fiscal de Fráncfort del Oder, Ingo Kechichian.

La menor tuvo que ser hospitalizada el pasado 20 de diciembre y cuenta con un retraso en su desarrollo físico y mental.

Con ella convivían su hermano y hermana, que fueron reubicados en un refugio para menores, informa ‘Bild’.