Quantcast

El mensaje de Pablo Iglesias a los electores: “Votad cabrones”

Pablo Iglesias ha cambiado los platós de televisión para ser entrevistado por el ‘youtuber’ Fortfast. En un formato poco ortodoxo, el andaluz muy conocido por entrevistar a los jóvenes, ha señalado que el líder de Podemos es el único que ha aceptado su invitación vía redes sociales, frente al rechazo de Pablo Casado, Albert Rivera y Pedro Sánchez.

Fortfast ha pedido a su invitado que, dejando aparte los mensajes políticos, se presentara como persona y lanzara un mensaje al votante.

“Lo que pase el 28 tiene que ver con un gestito, ir y votar lo que tú creas y eso lo tienes que decidir tú ‘votad cabrones’, votad lo que queráis, pero no os quedéis en casa, votad”, asegura.

El ‘youtuber’, que ha echado mano de las preguntas de Twitter para dar voz a la gente, le ha preguntado si cree que el programa electoral tenía que tener carácter de contrato entre dos partes y  ser denunciable en caso de incumplimiento. Tras asentir con la cabeza, Iglesias aseguraba estar totalmente de acuerdo y lanzaba una advertencia: “No os fiéis de ningún político, de mi tampoco” “En la política no vale fiarse, valen las garantías”.

 

Entre las preguntas poco convencionales que Fortfast lanzaba al líder de izquierdas se encontraban algunas tipo test.

A la cuestión de cómo es Pablo y quién hay frente al espejo cuando te levantas, el político respondía diciendo que “lo que hay últimamente son ojeras. Un niño, otro niño y la campaña electoral”, y así contaba sus críticas a los organizadores de campaña, cuando le ponen una entrevista a las 12 de la noche, y otra a las 7 de la mañana.

Sobre gustos musicales, Iglesias apuntaba al “Rap”, ‘Los Chikos del maíz’.

Preguntado sobre cuál es el momento político al que más aprecio le tiene respondía asegurando que el “salario mínimo a 900 euros, que fue un mano a mano con Pedro Sánchez”.

El ‘youtuber’ también se interesaba sobre qué es lo más echa de menos de su vida antes de la política. El político ha subrayado que “la intimidad” y recordaba lo fácil que era la vida de anónimo al salir de casa, coger la moto, ir a tomar una cerveza y andar por la calle tranquilamente.

En cuanto a cómo se vive con el odio, Iglesias ha reconocido que “sería un mentiroso si dijera que me aíslo”, y pese a reconocer que es una minoría pero ruidosa la que hace daño, señalaba que cuando ese sentimiento viene por combatir algo en el que crees, está bien, pero añadía que las redes sociales son muy crueles: “oye, cabrones, que soy un ser humano”.

Acerca de si le han amenazado, el líder de Podemos ha respondido que sí, pero que no le “gusta hablar de esto porque engrandeces al que lo hace y el rollo victimista es como que no me va. Yo voy con escolta, yo solo puedo dar las gracias a los policías que me protegen. Yo no tengo derecho a quejarme”.

Preguntado también sobre cuál ha sido su último comportamiento machista, Iglesias proclamaba el ‘mea culpa’ al referirse al momento en el que saludó a los niños que le entrevistaron en ‘El Programa de Ana Rosa” en el que le dio la mano a los niños y un beso a las niñas. Tras darse cuenta ‘a posteriori’, asegura que se lamentó  y culpó de ello a que “llevamos un montón de cosas del patriarcado. Las tomamos como normales”.

En cuanto a cómo gestiona sus errores públicos, el líder de Podemos ha asegurado que ha aprendido a gestionarlo con humor: “Cuando la has ‘cagao’, la has ‘cagao'”; asegura.

.

 

 

 

Comentarios de Facebook