Compartir

Horas después de que la ministra de Sanidad, Carmen Monton, se negara a dimitir al asegurar que no hubo irregularidades en su máster de la Universidad Rey Juan Carlos, se van conociendo nuevos datos que le acorralan aun más.

Según ‘eldiario.es’, las notas de la ministra fueron manipuladas después de terminar el máster. En julio de 2011, al acabar el curso, el expediente de Carmen Montón tenía una de sus asignaturas calificada con un “no presentado”

Sin embargo, el 25 de noviembre de 2011, alguien entró en el sistema informático de la URJC y cambió ese “no presentado” por un “aprobado”, pese a que las actas de ese curso ya estaban cerradas

Montón asegura que presentó su trabajo de fin de máster en junio de 2011, lo que habría sido fraudulento porque en ese momento no tenía todas las demás asignaturas aprobadas

Esta modificación de nota fuera de plazo explicaría por qué el título oficial de la ministra dice que lo completó en 2012: porque le aprobaron la última asignatura en ese curso académico

LA MINISTRA SE NIEGA A DIMITIR

Horas después de publicarse esta información, la ministra Montón ha vuelto a insistir en que puede acreditar que no cometió ninguna irregularidad en el máster por lo que considera “injusta” la posibilidad de dimitir. Afirma que el presidente Sánchez piensa como ella. “Él piensa como yo, que hay que dar explicaciones y dar la cara, sin excusas, presentar la documentación y esto es lo que estoy haciendo”.

En una entrevista en la ‘Cadena Ser’, Montón ha asegurado que cursó el máster de forma regular porque tiene el trabajo fin de máster, los borradores y conserva el ordenador donde trabajé. Sin embargo, no ha dejado que se sacaran fotocopias.