Compartir

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, agradeció este martes a los Mossos d’Esquadra que hayan detenido al joven que el pasado sábado agredió en Barcelona a un policía que participaba en una marcha organizada por Jusapol, asociación de la Policía Nacional que rechaza el acuerdo de equiparación salarial logrado entre los sindicatos de este cuerpo de seguridad y el anterior Gobierno.

Marlaska se refirió a esta cuestión en la Comisión de Interior del Senado, donde compareció esta mañana para explicar sus planes para lo que queda de legislatura.

Sobre la marcha de policías de este pasado sábado en Barcelona, el ministro mostró su “apoyo y solidaridad” a los agentes que sufrieron acoso o fueron agredidos. En este sentido, agradeció a los Mossos el arresto del joven que rompió la nariz a un policía de Sevilla que participaba en la manifestación.

“MUCHA DISTENSIÓN”

Al mismo tiempo, tras reconocer el derecho de cualquier a manifestarse donde considere oportuno, Marlaska pidió “un poco de responsabilidad a todo el mundo”, en clara referencia a la convocatoria de este sábado en la capital catalana. A este respecto, también se refirió a que los agentes son funcionarios públicos, quienes deben ser “más neutrales que nadie” en cuestiones políticas.

Respecto a los incidentes de este lunes en Cataluña en el primer aniversario del referéndum ilegal del 1-O, el ministro rechazó los actos violentos y elogió el trabajo de los Mossos, que dijo que debieron afrontar situaciones difíciles.

Marlaska también sostuvo que en Cataluña “se necesita mucha distensión” y que todas las ideas se planteen en un marco de “convivencia sana y pacífica”, sin “tensionar” a los ciudadanos. “Si tensionamos, si nos enrocamos en posturas”, afirmó, “perdemos mucho tiempo para llegar a acuerdos a los que definitivamente vamos a tener que llegar para poder convivir razonablemente los unos con los otros”.