Compartir

Los padres de Julen, José y Victoria, han concedido una entrevista a ‘Espejo Público’, tras salir a la luz la autopsia con el informe final sobre la causa de la muerte de su hijo. Un documento donde se confirma que el pequeño de dos años falleció por las heridas que sufrió al precipitarse en un pozo ilegal de una finca de Totalán, en Málaga.

Sobre cómo han recibido ese informe, José Roselló ha reconocido que sienten “un poco de alivio, al saber que no fue como decían que fue”, en relación a la teoría que apuntaba a que el niño podría haber sido víctima del uso de la piqueta que se empleó en las primeras horas del rescate. Además, se ha mostrado confiado en que con este informe se acaben las especulaciones sobre la muerte de su pequeño.

En cuanto a la relación con David, dueño de la finca y único acusado, ha reiterado que “no existe” ningún tipo de relación.

Preguntado sobre si entenderían que los efectivos implicados en el rescate del pequeño se quejaran porque se les señaló como responsables de la muerte por parte del dedo de la defensa, José se ha mostrado convencido: “Creo que sí. Si te acusan de algo que no has hecho, es normal que te sientas molesto”.

Una vez más, Vicky se ha visto incapaz practicamente de hablar y José ha apuntado que para ellos “todos los días son un infierno”.