Compartir

El PP ha registrado una proposición no de ley en el Congreso de los Diputados con la que pretende que la paella valenciana opte a ser reconocida por el organismo de Naciones Unidas para la Educación, la Cultura y el Deporte (Unesco) como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, ya que sin paella “no hay fiesta que se precie en la Comunidad Valenciana”.

Los populares quieren que la Cámara Baja inste al Gobierno a que “apoye, impulse y defienda en las instancias internacionales oportunas” la inscripción de esta receta en la lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad de esta agencia de la ONU.

A juicio del PP, la paella cumple todos los requisitos para ser considerada patrimonio inmaterial de la humanidad, que pasan por ser un alimento “tradicional, contemporáneo y viviente” o que sea “integrador”.

“En toda familia valenciana existe algún recuerdo en que el centro culinario del momento haya sido la paella valenciana, sea una boda, fiesta o sencilla pero emotiva comida familiar de fin de semana”, explica el PP en su propuesta al Congreso de los Diputados.

Tal es la devoción por la paella, que los populares subrayan que “el fenómeno social que supone compartir la elaboración y degustación” de este “manjar”, lleva consigo “la base de la identidad cultural y la continuidad, generación tras generación, de las comunidades y territorios de toda la cuenca mediterránea”.

Esta propuesta será debatida y, quizás, aprobada en la Comisión de Cultura y Deporte del Congreso de los Diputados aunque, al tratarse de una proposición no de ley, tan sólo se trata de una instancia y no es vinculante.