Compartir
Armando Vázquez

La NASA tiene el objetivo de enviar astronautas a la superficie de la Luna en 2024, por expreso encargo del presidente de EE.UU. Donald Trump.

Esto supone una inyección de 1.600 millones de dólares a la agencia espacial para el año 2020 por parte de la administración estadounidense. Jim Bridestine, actual administrador de la NASA,  ha confirmado en Twitter que al menos una de los astronautas del programa Artemisa será una mujer.


Hasta la fecha sólo 12 astronautas habían pisado la superficie lunar y un total de 24 habían logrado alcanzar la órbita del satélite, pero todos han sido hombres. Este hecho que se producirá en 2024 será un hito en la historia nunca antes visto.

“Estamos emocionados por llevar a la primera mujer y al próximo hombre a la superficie de la Luna antes del fin de 2024”, afirmó Bridenstine.

La nueva misión estadounidense al satélite ha sido bautizada como Artemis. El nombre hace honor a la diosa griega de la Luna, hermana gemela de Apolo, que dio nombre al primer programa estadounidense que con la misión Apolo 11 logró por primera vez que un hombre pisara la Luna, hace ahora 50 años.

“Bajo mi administración, estamos devolviendo la NASA a su grandeza y vamos a volver a la Luna, luego a Marte. Estoy actualizando mi presupuesto para incluir 1.600 millones de dólares adicionales para que podamos volver al espacio a lo grande”, a través de Twitter. Para que el aumento presupuestario salga adelante todavía debe recibir la aprobación del Congreso estadounidense.