Compartir
Pixabay

La Audiencia Provincial de Madrid ha absuelto a un hombre que estaba acusado de abusar de una niña de 11 años porque “parecía mayor”.

Según ha informado la ‘Cadena SER’, el tribunal ha entendido que la apariencia de la menor podía llevar a error y “no se ha probado que el chico conociese la edad de la chica”. Además, añade, ella aceptó y actuó “de forma natural” en el contacto sexual.

“En cuanto a si aparentaba más o menos años, se basan en tres testimonios: el de una pediatra del hospital en el que fue atendida, que en el juicio dijo que su apariencia “se correspondía con su edad, algo mayor, pero es algo variable a esa edad”, el de otra forense que afirmó que “no llegó a ver a la víctima” y en el auto del juez que en 2014 decidió no enviarle a prisión afirmando que “pudiera aparentar una edad superior a sus once años reales”.

Tras conocer la sentencia de carácter firme, la familia ha desistido de elevar el caso al Supremo.

El caso se remonta a 2014, cuando el acusado tenía 25 años y propuso a la menor mantener relaciones en un parque mientras paseaban con parques. El joven interrumpió el encuentro sexual cuando vio que ella comenzó a sangrar. Un año después de los hechos se le reconoció a la niña una discapacidad del 65%.

La Fiscalía había pedido nueve años de prisión y una indemnización de 1.500 euros.