Compartir

Los agentes de la Guardia Civil han interceptado en las últimas horas a 3.090 vehículos y han detenido a un total de 29 personas por incumplir el confinamiento, entre ellas un joven de Cádiz que ha sido acusado de dos delitos de desobediencia y contra la seguridad vial y que ya había sido denunciado en siete ocasiones anteriores por la misma causa.

Así lo anunció este jueves el jefe del Estado Mayor de la Guardia Civil, el general José Manuel Santiago, en la rueda de prensa en el Palacio de la Moncloa posterior a la reunión del Comité de Gestión Técnica del coronavirus que preside el jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, y en la que precisó que el joven detenido trató de huir del dispositivo de identificación de la Guardia Civil, “haciendo caso omiso” a las “señales” de los agentes y poniendo “en peligro” tanto la vida de ellos, como la suya propia y la del resto de usuarios de la vía.

Santiago agregó que se han establecido una media diaria de 10.000 controles para detectar este tipo de situaciones durante la Semana Santa y que los 39.850 agentes de la Benemérita que volvieron este miércoles a prestar “todo tipo de servicios” a lo largo de todo el territorio nacional con el fin de “vigilar” el cumplimiento de todas las medidas implementadas en el marco del decreto del estado de alarma identificaron a 174.667 personas y tramitaron un total de 6.373 denuncias, lo que representa casi el 4% de los controlados.

(SERVIMEDIA)