Compartir

Un joven de 25 años de edad  ha sufrido una escalofriante cogida durante el quinto encierro de Moratalla (Murcia). Dos astados han embestido contra el corredor que se encontraba pegado al vallado.

En un principio, era un astado el que sorprendía al joven y cuando parecía que iba a esquivar a la res, llegaba otra que sí embestía contra él duramente. En las imágenes divulgadas en Twitter, muestra cómo el toro de Parido Resina trataba de cornearle mientras él trataba de cubrirse con las manos.

Tras sufrir la brutal cogida, el joven natural de la pedanía de Isso, en Hellín, ha sido trasladado al hospital de Caravaca de la Cruz para ser tratado. Según ha informado ‘El Digital de Albacete‘, afortunadamente no ha sufrido de asta pero sí múltiples traumatismos, que le hicieron perder el conocimiento en algunos momentos.