Quantcast

Iglesias y Abascal, cara a cara en el ascensor del Congreso

El secretario general de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, y el presidente de Vox, Santiago Abascal, se encontraron este viernes por casualidad en un ascensor del Congreso de los Diputados cuando acudieron a presentar sus credenciales para recibir el acta.

Iglesias, que habló ante los medios antes que Abascal, dijo que “es habitual” este tipo de encuentros entre rivales políticos en los ascensores del Congreso y atestiguó que, al ver que el líder de Vox iba con muletas, le había preguntado qué le había ocurrido. Su interlocutor le contestó que había tenido un accidente deportivo y, al recomendarle él que fuera a un fisioterapeuta, Abascal le habría contestado: “Todavía no he ido, los vascos somos así”.

Por su parte, el presidente de Vox enfatizó que “la cordialidad no resta un ápice a las tremendas diferencias políticas”, y, cuando los periodistas le recordaron que en una entrevista dijo que él no se tomaría un café con Iglesias, repuso: “Una cosa es tomarse un café y otra salir corriendo del ascensor cuando hay otras personas”.

Abascal comentó con cierta ironía que “es importante mantener la cordialidad con otros líderes políticos aunque hayan convocado alertas antifascistas”, como hizo Iglesias tras entrar Vox en el Parlamento andaluz, lo que según él provocó cierta estigmatización y acoso a su partido. “Nosotros no convocaremos alertas anticomunistas para que nadie vaya a hacerles escraches”.

(SERVIMEDIA)

Comentarios de Facebook