miércoles, 23 septiembre 2020 21:16

Gobierno dice que la imagen de España no ha empeorado, pero el PP ve “inacción”

La ministra de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación, Arancha González Laya, ha asegurado este miércoles que, según los estudios realizados, “España y su imagen se mantienen estables” pese a la pandemia de coronavirus, mientras el PP la ha acusado de “inacción” para salvar la temporada turística.

En el Pleno de control al Gobierno en el Congreso, la ‘popular’ Valentina Martínez Ferro ha recalcado que hay 165 países que imponen restricciones a quienes quieran viajar a España y que eso supone 100.000 millones de euros en pérdidas. Ningún país ha relajado sus medidas para España, ha dicho, sino que las ha “endurecido”.

Así, le ha dicho a González Laya que, en lugar de viajar este verano a Gibraltar, Túnez o Estambul, debió ir a Londres, París, Berlín o Roma “a convencer” a los principales emisores de turistas hacia España de que “este es un país seguro”.

El problema, ha proseguido, es que para eso tenía que haber “ido con la verdad de los datos y no con la mentira de la propaganda”. “Hoy España cuenta menos que nunca en el mundo porque cuenta para mal: cuenta víctimas, sanitarios contagiados, parados y rebrotes. España cuenta víctimas y las cuenta mal”, ha espetado la diputada.

Sin embargo, González Laya le ha respondido afeándole que haya acuñado “una nueva canción del verano, que la imagen de España es mala” y que el PP repita esa canción “en el Congreso, en el Senado, en Madrid y en Bruselas”.

“MENOS CANTAR Y MÁS ARRIMAR EL HOMBRO”

La ministra ha citado dos estudios, uno que presentará el jueves el Real Instituto Elcano y un ‘Índice Global de Soft Power’ para defender que “España y su imagen se mantienen estables”. Cuando “cayó en picado”, ha añadido, “fue entre 2011 y 2013”, aludiendo a los años de la crisis económica en los que gobernaba el PP. “Le pido menos cantar y más arrimar el hombro”, ha remarcado.

Además, ha subrayado que “están dando frutos” los esfuerzos del Gobierno para que tanto Reino Unido como las instituciones europeas hagan recomendaciones de viaje basadas en datos más territorializados y más detallados, que no tengan en cuenta solo las cifras de contagios. El Gobierno negocia con Reino Unido “corredores seguros” hacia los territorios que más necesitan el turismo, ha asegurado.