Compartir

La Guardia Civil y la Policía Nacional acostumbran a dar buenos consejos a los ciudadanos a través de sus canales en las redes sociales.

Entre los últimos, destaca uno que interesa conocer a todo aquel que tenga un teléfono móvil ya que puede ser la única forma que tengamos de recuperar el terminal en caso de robo.

Se trata del número de serie, conocido técnicamente como IMEI, que consiste en una cifra de 15 dígitos que identifica a nuestro teléfono. En caso de que lo hayamos perdido o nos lo hayan robado, es la única forma que tenemos de acreditar que nos pertenece.

Para conseguir ese número es tan fácil como mirar la caja donde venía nuestro terminal. Si no la encontramos o la hemos tirado, lo mejor será marcar *#06#.