Compartir

El portavoz de ERC en el Congreso de los Diputados, Gabriel Rufián, avanzó este jueves que su grupo no viene con “la intención de bloquear absolutamente nada” y dijo que le parecería “irresponsable” repetir elecciones, pero puntualizó que eso “no significa dar un cheque en blanco a Pedro Sánchez” y dejó en el aire cuál será el voto del grupo a la investidura.

Tras reunirse con la del PSOE, Adriana Lastra, Rufián, con un tono tremendamente conciliador y nada provocador pero muy difuso, comenzó diciendo que le parece “positivo que la fuerza política que ganó en España y la que ganó en Cataluña hablen”.

Interpretó que el del diálogo es el discurso con el que ERC triunfó “de forma incontestable” en esa comunidad, y celebrando al “PSOE de Lastra” frente al de Josep Borrell, Javier Lambán o Emiliano García-Page. Y calificó la reunión como “un primer paso”. “Sería imprudente por mi parte hablar más allá del hoy”, dijo después.

“No venimos con la intención de bloquear absolutamente nada, sino a defender los derechos sociales y nacionales y Cataluña”, advirtió, en lo que pareció que abría la puerta a la abstención pero después cerró explícitamente: “No he hablado en ningún momento de abstención. El no bloqueo no significa dar un cheque en blanco a Pedro Sánchez”. Según su testimonio, ni siquiera había hablado con Lastra del voto de ERC ni del tiempo, sino de los positivo de hablar, con lo que todo dependerá de qué PSOE se encuentre.

Abogó por el diálogo en general y por no poner sogas al cuello, líneas rojas ni condiciones sine qua non, y advirtió de que no necesariamente votará lo mismo que Junts, pues son dos grupos parlamentarios distintos y autónomos.

Sin avanzar el voto sino abogando por un “partido a partido”, Rufián dijo que será importante lo que pase el próximo sábado, constitución del Ayuntamiento de Barcelona, si el PSC y Manuel Valls juntarán sus votos para investir a Ada Colau y no al candidato de ERC, Ernest Maragall, que ha dado muchas alternativas ante las que ella sólo ha contestado: “Yo quiero ser alcaldesa”.

Las palabras más claras las pronunció contra Podemos, partido al que confesó que admiró pero que ahora ha conocido y cree que “tiene que hacer una reflexión interna”. En su opinión, “los resultados no dan tanto para pedir ministerios como explicaciones internas”, y les afeó como “irresponsable” que estén dispuestos a obligar a repetir elecciones si no entran en el Gobierno.

(SERVIMEDIA)