Compartir

El Consejo de Ministros aprobó este viernes un protocolo para la detección de noticias falsas y que incluye la creación de un sistema para detectar y desmentir ‘fake news’, de forma que España se unirá al grupo de la Unión Europea que coordina la estrategia porque, según el Gobierno, la desinformación es una preocupación para el 80% de los ciudadanos.

El Gobierno “está trabajando en tener un sistema de alertas rápidas” para que, en “tiempos instantáneos”, se pueda “estar recibiendo una noticia falsa, pero también una alerta de un desmentido”, según explicó la vicepresidenta, Carmen Calvo, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

“Hay una cantidad ingente de ciudadanos que se sienten preocupados por la circulación de falsas noticias”, una situación “que afecta a un derecho fundamental muy importante”, añadió. Por el momento, España participará en la coordinación de la estrategia para desmentir bulos y que pasa, no sólo por la detección, sino también por su desmentido.

“Incorporarnos a esta coordinación europea nos debe permitir tener alerta rápida suficiente para detectar noticias falsas, que impiden el derecho profundo a obtener información veraz”, destacó Carmen Calvo.

Cuando avancen los trabajos de este grupo europeo, los ciudadanos podrán recibir, según el Gobierno “una alerta de un desmentido para que sepan que esas noticias no son noticias fundamentadas ni la verdad”.

(SERVIMEDIA)