Compartir

El Gobierno de Pedro Sánchez se definió este viernes como “un equipo de granito” que, además, está “perfectamente engrasado” para continuar enfrentando “los problemas” diarios que surgen, incluido el cuestionamiento a sus ministros, con la “confianza y seguridad” de que la ciudadanía estima el trabajo realizado.

Así lo transmitió la portavoz del Ejecutivo, Isabel Celaá, en la rueda de prensa que ofreció en el Palacio de La Moncloa tras la reunión del Consejo de Ministros, al ser preguntada si la ministra de Justicia, Dolores Delgado, y el de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque, deben asumir responsabilidades ante las polémicas surgidas esta semana.

“El Gobierno es un equipo de granito”, espetó la también ministra de Educación y Formación Profesional, para a renglón seguido enfatizar que el gabinete de Sánchez está “perfectamente engrasado y enfrenta los problemas diarios en la confianza, seguridad, determinación y la correspondencia de que la ciudadanía está estimando el trabajo que se está haciendo”.

Así, el Gobierno salió este viernes de nuevo en defensa de la ministra de Justicia, Dolores Delgado, tras las grabaciones aparecidas esta semana de sus conversaciones con el comisario José Villarejo y reafirmó que “es una excelente profesional y va a seguir trabajando” en su puesto.

“Dará todas las explicaciones”

“Delgado ha dado las explicaciones pertinentes y más va a dar en el Congreso de los Diputados”, dijo como anticipo de la comparecencia que la ministra ha anunciado para el 10 de octubre. “Ella dará todas las explicaciones en relación a este caso en sede parlamentaria, que es donde debe darse”.

Además, la portavoz del Ejecutivo indicó que la ministra de Justicia “tiene confianza plena de este Gobierno y del presidente” Pedro Sánchez y replicó a quienes la cuestionan e incluso exigen su dimisión que “es una excelente profesional y va a seguir trabajando” en su puesto.

Sobre el excomisario Villarejo, Celaá constató que por su situación judicial y actual estado en prisión está filtrando conversaciones suyas como las de la ahora ministra Delgado con una intención de “extorsión” para conseguir algún tipo de beneficio.

Sin embargo, declaró que “es evidente que este hombre no ha tenido una conducta moral y exigible y por eso está en la cárcel”. “No sabemos qué hubiera pasado si hubiera otro Gobierno pero, como dijo el presidente Sánchez, nosotros no respondemos a las extorsiones de un corrupto”.

Duque, “excelente y respetado”

También salió este viernes en defensa del responsable de Ciencia, Innovación y Universidades, Pedro Duque, al decir que es “un excelente ministro, ejemplar y un hombre respetado con una altísima cualificación laboral”.

Celaá expresó su confianza en Duque al ser preguntada por las siguientes palabras que mencionó Sánchez en 2015: “Si yo tengo en la Ejecutiva de mi partido, en mi dirección, a un responsable político que cree una sociedad interpuesta para pagar la mitad de los impuestos que le toque pagar, esa persona al día siguiente estaría fuera de mi Ejecutiva. Ese es el compromiso que yo asumo con mis votantes y también con los españoles”.

Celáa se reafirmó en que Duque es “un excelente ministro, ejemplar y un hombre que antes de ser ministro era astronauta”. Ayer, el ministro se vio obligado a comparecer en rueda de prensa para dar explicaciones ante la información publicada por el digital ‘Okdiario’ sobre la compra de un chalé a través de una sociedad instrumental.

Para la portavoz del Gobierno, es hasta “sorprendente” que haya quien formule “en sentido afirmativo” que la sociedad patrimonial de Duque “era para eludir impuestos”. “Esto es muy sorprendente, no sé si un tribunal lo diría y si lo dijera sería tras muy larga reflexión e investigación”, manifestó.

Por tanto, se remitió en todo momento a las explicaciones de Duque en su comparecencia de ayer y también a lo que ha dicho hoy desde Bruselas. “Tenemos la satisfacción de poder tenerle como compañero”, quiso zanjar la portavoz gubernamental.