Compartir

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha anunciado en el Senado, que el IVA de los productos de higiene femenina, como compresas y tampones, se reducirá del 10% al 4%, por lo que pasarán a ser considerados artículos de primera necesidad.

Durante la Comisión de Hacienda de la Cámara Alta, Montero ha señalado que los presupuestos generales de 2019  -que aún se encuentran en negociación- recogerán el cambio, para poner fin a la “desigualdad”.

Y lejos de la rebaja, Montero ha añadido que el Gobierno tiene previsto gravar a las plataformas de sectores de alojamiento o transporte como Airbnb y Uber, porque según ha explicado “no tributan de forma adecuada y entran en competencia desleal”, dado que la fiscalidad actual “no reconoce este tipo de actividad”.