Compartir

El que fuera profesor del colegio La Salle de Madrid, el “hermano Pedro”, acusado de abusar de 14 menores entre los años 2013 y 2016, ha pedido “perdón” y ha aceptado una condena de 137 años de cárcel.

La Fiscalía y la defensa del docente religioso han alcanzado el acuerdo en el juicio que arrancaba esta mañana en la Audiencia Provincial de Madrid, tras reconocer que cometió abusos sexuales y la elaboración de pornografía infantil.

El acuerdo rebaja la condena de 155 a 137 años de cárcel y también el tiempo que deberá pasar en prisión, que pasa de 20 a 17 años, del que hay que descontar el tiempo que lleva en prisión provisional desde el 29 de septiembre de 2016.

El docente, que era el coordinador de Educación Infantil y Primaria en el colegio La Salle Nuestra Señora de las Maravillas de Madrid, está acusado de 4 delitos de abusos sexuales a mayores, 7 de elaboración de pornografía infantil (con las imágenes que había obtenido de los menores) y otros 3 en la modalidad de continuados.

Según el escrito de la Fiscalía, el “hermano Pedro” realizó tocamientos a los alumnos en su dormitorios cuando dormían y les hacía fotos con su móvil. Además, instaló una cámara oculta, con la que logró grabar el pene de un menor mientras orinaba.