Compartir

La Policía Nacional ha desmantelado una plantación hidropónica de marihuana en una nave industrial alquilada en Santa Perpètua de Mogoda (Barcelona) y ha procedido a la detención de cinco personas.

Según informó la Policía, el registro ha permitido la aprehensión de 3.711 plantas de cannabis sativa con un peso de 346 kilos, 47 ventiladores, 163 balastros y plafones, lámparas, transformadores, humidificadores y temporizadores para obtener el máximo rendimiento en el menor tiempo posible, utillaje y productos químicos.

La energía necesaria para alimentar la instalación era tomada fraudulentamente de la acometida general. Los cinco arrestados fueron detenidos como responsables de las plantaciones y exportaban la práctica totalidad de la producción a Francia para su distribución.

A todos ellos se les imputan delitos contra la salud pública y defraudación de fluido eléctrico y han sido puestos a disposición de la autoridad judicial correspondiente, que decretó su libertad provisional a la espera de juicio. La operación continúa abierta a la espera de practicar más detenciones.

La investigación comenzó cuando los agentes recibieron informaciones relacionadas con una nave industrial de la que, según los vecinos, emanaba un “intenso olor”.

Durante la actuación policial empleados de la empresa eléctrica distribuidora levantaron acta del estado de la instalación, comprobando que la energía necesaria para el funcionamiento de la plantación era “tomada fraudulentamente” de la acometida general, con el consiguiente perjuicio económico provocado.

Las investigaciones han sido realizadas por agentes del Grupo II de la Brigada Local de Policía Judicial de la Comisaría Territorial de Sabadell (Barcelona), con la colaboración de la Policía Local de Santa Perpètua de Mogoda.