Compartir

Continúa la investigación para aclarar el trágico suceso que provocó la caída de Julen en el pozo ilegal de Totalán (Málaga). A la espera de que la jueza vuelva a tomar declaración hoy al pocero y al dueño de la finca investigados por un posible delito de homicidio imprudente, ‘laSexta Noticias’ y ‘Espejo Público’, han tenido acceso a la declaración de los padres ante la Guardia Civil.

En sendas declaraciones Vicky y José cuentan con horror el trágico suceso y cómo ambos escucharon llorar al pequeño de dos años.

En su relato ante la Guardia Civil, la madre de Julen aseguró que “a las 13.48 horas, me encontré mal y me fui de la mesa a un sitio donde había unos sacos de arena para hacer una llamada de teléfono a mi encargado del McDonald’s del centro comercial de Rincón de la Victoria y decirle que no iba a trabajar. Julen se quedó al cuidado de mi pareja”.

Recordó el momento en que todos comenzaron a correr hacia el pozo chillando “al asomarme a la boca del pozo escuché a mi hijo llorar y vi cómo mi pareja quitaba de los bordes piedras y arena para que no cayeran dentro. Dejé de escucharlo llorar y empecé a gritar, desesperada”.

José Roselló, el padre, relató cómo llegaron a la parcela para celebrar una comida familiar y se prestó a ayudar a su primo David, dueño de la finca, a preparar la comida. En un momento dado en el que se disponía a echar unas ramas al fuego, vio a su hijo que “corría por la zanja hacia la esquina donde había un pozo, estando el dicente a unos 10 o 15 metros, por lo que salí corriendo para cogerlo, no llegando, y vi cómo se cayó por el pozo”.

José subraya que trató de tranquilizarle “escuché a mi hijo llorar dentro del pozo, por lo que quité todas las piedras y broza que había alrededor del pozo y llamé a mi hijo, al que estuve escuchando llorar 30 segundos, mientras le hablaba para tranquilizarle”.

Sobre si era consciente de la existencia del pozo, José subrayó que se lo había dicho David “pero que estaba tapado por los dos ‘cantillos’ (bloques de hormigón)”.

El programa de ‘Antena 3’ subraya además el hecho de que hay contradicciones entre lo que dice el “pocero que realizó la perforación ilegal y el dueño de la finca”. Ambos están siendo investigados por la guardia civil por un posible homicidio imprudente.